Niña muerta fue hallada en refrigerador

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Ayahna Comb fue encontrada en el refrigerador de la cocina del apartamento. Al momento de ser descubierta su cuerpo pesaba solo 14 libras.

    HOUSTON – Una macabra revelación fue hecha dentro del caso de la menor Ayahna Comb, hallada muerta el pasado lunes en un apartamento del suroeste de la ciudad.

    Ayahna fue encontrada dentro del refrigerador del apartamento y llevaba allí varios meses.

    Al momento de ser encontrada el cuerpo de la niña -que sufría una seria dispacacidad mental- pesaba sólo 14 libras.

    Este hecho fue confirmado por la hermana de Ayahna de cinco años, quien dijo durante la audiencia en la Corte en la que se busca definir quién se quedará con su custodia, que ella había visto a su hermana dentro del refrigerador.

    Ahora las autoridades están enfocadas en determinar la causa de la muerte de la menor, la cual se habría registrado hace varios meses.

    Para ello se está pendiente del resultado de la autopsia hecha por el Servicio de Ciencias Forenses del Condado Harris.

    Este martes en la tarde, el Servicio de Protección de Menores (CPS por sus siglas en inglés) tomó la custodia de la niña, quien había sido dejada por su madre en la casa de su abuela paterna.

    El padre de la menor muerta, Armand Comb, dijo que habló por última v ez con la madre de las niñas, Amber Keys, el pasado lunes antes de que el cuerpo de la niña fuera descubierto.

    Keys fue contactada por el Servicio de Protección de Menores, a quien ésta les dio su versión de los hechos, así como a la policía.

    Por su parte, el padres manifestó a los medios que la menor muerta sufría una discapacidad severa que le impedía alimentarse, vestirse o cuidarse por sí sola. De hecho ella tenía que permanecer en una silla de ruedas cuando no estaba durmiendo.

    Según las primeras indagaciones, un vecino del apartamento ubicado en el 10110 Club Creek Drive llamó a las autoridades a expresar su preocupación por la ausencia de la menor por varios meses.

    Los primeros en ingresar al apartamento fueron los bomberos, quienes de inmediato se comunicaron con la policía y avisaron del hallazgo.