Bodas gay impulsan la economía

En Nueva York demuestran ganancias de cientos de millones de dólares. Entérate cómo.

Bodas gay impulsan la economía
Crédito: EFE
Por EFE 30 de agosto de 2014

Una de cada diez bodas celebradas en la ciudad de Nueva York en el último año fueron entre personas del mismo sexo, según datos oficiales publicados con motivo del primer aniversario de la legalización del matrimonio homosexual.


De las 75,000 licencias matrimoniales emitidas en los últimos doce meses por las autoridades de la ciudad, 8,200 correspondieron a bodas entre personas del mismo sexo, según detalló la oficina del alcalde, Michael Bloomberg.


Las autoridades calculan que los matrimonios de parejas del mismo sexo en Nueva York han generado un impacto económico de 259 millones de dólares y unos ingresos para las arcas públicas de la ciudad de 16 millones de dólares.


"La igualdad en el matrimonio ha hecho de nuestra ciudad un lugar más abierto, libre e inclusivo, y también ha ayudado a crear empleos y apoyar nuestra economía", destacó el alcalde en una ceremonia para celebrar el primer aniversario.


Por su parte, la presidenta del Concejo Municipal, la demócrata Christine Quinn, destacó el "impresionante" impacto económico de los matrimonios homosexuales en Nueva York, un "regalo" para los que lucharon tanto para que la igualdad fuese una realidad en el estado.


Quinn, una de las más férreas activistas de la campaña que concluyó el verano pasado con la aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo en Nueva York, se casó el pasado 19 de mayo con su novia, la abogada Kim Catullo, en una ceremonia en la Gran Manzana.


También intervino el concejal Jimmy Van Bramer, quien contraerá matrimonio este fin de semana con su novio y dijo: "todos nos enriquecemos cuando la gente es libre de ser quien es, amar a quien quiera amar y casarse con la persona que elijan".


Un estudio de la oficina de turismo y el Registro Civil revela que las bodas homosexuales impactaron de forma significativa: más de 200,000 invitados viajaron fuera de la ciudad y ocuparon más de 235,000 habitaciones de hotel a una media de 275 dólares la noche.


Además, dos tercios de las parejas del mismo sexo que contrajeron matrimonio en la ciudad en los últimos doce meses se decantaron por restaurantes, hoteles y salas de fiesta para celebrar su boda, a la que asistieron unos 296,500 invitados.


El gasto medio destinado por esas parejas para la celebración de su matrimonio fue de 9,039 dólares, se imprimieron más de 40,000 invitaciones y se compraron casi 48,000 arreglos florales, entre otros resultados del estudio.


El estado de Nueva York aprobó a finales de junio de 2011 los matrimonios entre personas del mismo sexo, tras una larga batalla parlamentaria entre demócratas y republicanos, que concluyó con una histórica votación y las primeras bodas el 24 de julio de ese año.


El matrimonio homosexual en Estados Unidos también es legal en Connecticut, Iowa, Maryland, Massachusetts, Nuevo Hampshire, Vermont y Washington, así como en el Distrito de Columbia, mientras que en cinco estados se permiten uniones civiles.