Sangrientas revelaciones de un asesino

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Un hombre de Fort Worth, Texas, fue sentenciado a muerte por descuartizar a una mujer en Pensilvania y afirmó que hizo lo mismo con por lo menos cinco mujeres más en Texas, según las autoridades.

    Charles Ray Hicks, de 10 años de edad, fue sentenciado el martes por el asesinato a Deanna Null, de 36 años, y desmembrar su cuerpo en el 2008. Los restos de la joven fueron encontrados en bolsas de plástico alrededor de una autopista cerca de Filadelfia.

    Video: Sangrientas revelaciones de un asesino

    Video: Sangrientas revelaciones de un asesino
    (Publicado miércoles 19 de noviembre de 2014)

    Para ver la galería de los asesinos en serie haz clic aquí.

    La policía dijo que las manos cercenadas de la mujer estaban escondidas entre las paredes de la casa de Hicks.

    Después de escuchar el testimonio de varios testigos y los argumentos finales, el jurado deliberó por más de siete horas y pidió que se les explicara la definición legal de una tortura antes de decidir si Hicks merecía la pena de muerte.

    Durante el juicio, el asesinato admitió haberle quitado la vida a otras cinco mujeres en Texas antes de moverse a Pensilvania.

    “Ayer hizo ciertas admisiones de que mató a algunas mujeres ahí abajo y eso también será investigado y podría resultar en más cargos”, dijo Michael Mancuso, el abogado asistente del distrito de Pensilvania.

    El hombre, originario de Fort Worth, vivió en Burleson por varios años y el departamento de la policía de dicha ciudad se enteró de la conexión con los asesinatos a Burleson la mañana del miércoles.