Coronavirus

Coronavirus en Latinoamérica: Brasil se acerca a los 1.9 millones de casos

Brasil sigue siendo el país más afectado por la pandemia en la región.

Transeúntes caminan frente a un comercio cerrado en la capital argentina.

El coronavirus no se detiene en América Latina, en donde se han registrado hasta la fecha alrededor de 3 millones de casos y más de 100,000 fallecimientos a causa de la enfermedad, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Brasil, el país con más casos en la región, bordea los 1.9 millones de casos confirmados por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2 con 24,831 nuevos contagios en las últimas 24 horas y el número de víctimas continúa creciendo en el país, con más de 72,000 muertos, informó este domingo el Gobierno. Brasil es el segundo país del mundo con mayor número de casos y muertes a causa del COVID-19, después de Estados Unidos.

La crisis sanitaria en la región sigue sin respetar condición social ni ideología. Tras la confirmación el martes del positivo del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, al final de la tarde de este jueves se anunció que la mandataria interina de Bolivia, Jeanine Áñez, y el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) de Venezuela, el chavista Diosdado Cabello, se contagiaron con la enfermedad, por lo que guardarán aislamiento desde el que seguirán desarrollando sus funciones.

Vacuna será probada en Argentina

El diario The Wall Street Journal informó que la compañía biotecnológica alemana BioNTech espera obtener la aprobación para su vacuna contra el virus y distribuir centenares de millones de dosis antes de final de año.

Para ello, BioNTech se unió con el gigante estadounidense Pfizer y con la china Shanghai Fosun Pharmaceuticals para producir a escala mundial más de 1,000 millones de dosis de la vacuna durante 2021.

Precisamente este sábado se anunció que Argentina fue elegida como una de las sedes de los estudios clínicos que se realizarán para probar esa vacuna.
La investigación en Argentina comenzará a inicios de agosto próximo y estará sujeta a la aprobación de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica.

Desde mayo está dedicado en exclusiva a pacientes con COVID-19.

Un panorama muy preocupante

Más alarma produce saber que con una contracción del PIB prevista para este año del 9.1 %, América Latina y el Caribe vivirán la "mayor recesión económica en 100 años", según un informe de Naciones Unidas, a lo que se sumará una caída del 20% en las exportaciones y en las remesas, dos de las grandes vías de ingresos para la región, como añadió la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Ante esta situación, se espera que 45 millones de personas caigan en 2020 en la pobreza, para un total de 230 millones en la región, mientras que unas 28 millones de personas más quedarán en situación de extrema pobreza, elevando el total hasta 96 millones, de acuerdo con la secretaria ejecutiva de la Cepal, Alicia Bárcena.

Varios países en Sudamérica han sufrido en los últimos meses unos escándalos relacionados con corruptelas y el coronavirus, que han alarmado a Gobiernos, autoridades internacionales y ciudadanos encerrados en cuarentena.

Unas cifras que dispararán más la desigualdad, ya que la pobreza, destacó Bárcena, tiene "rostro de mujer" y afecta de forma desproporcionada a los pueblos indígenas y afrodescendientes, además de acrecentar la vulnerabilidad de migrantes y refugiados.

"Para reconstruir mejor es necesario transformar el modelo de desarrollo de América Latina y el Caribe", defendió en un mensaje en video el secretario general de la ONU, António Guterres, que denunció que "los niveles de desigualdad se han vuelto ya insostenibles" en Latinoamérica.

Situación más que preocupante pero que es difícil de abordar en una región que es uno de los epicentros del COVID-19, con 4 países dentro de los 8 más afectados en el mundo por la pandemia, algo que lejos de remitir tiende a crecer ante el incremento de la enfermedad.

Un sepulturero explica el proceso de desenterrar los restos para hacer espacio para nuevos cadáveres.

BRASIL APUESTA POR LA DEXAMETASONA

En Brasil, el segundo país del mundo más afectado por la pandemia después de Estados Unidos, las más grandes farmacéuticas de América Latina se preparan para afrontar un aumento en el uso de la dexametasona para combatir la COVID-19.

"Hemos aumentado los turnos y dado prioridad a la producción de este medicamento en nuestra planificación, además de anticipar las compras de suplementos para abastecernos", destacó Márcio Freitas, director industrial del laboratorio Aché, el mayor productor de dexametasona de Brasil.

En junio, un grupo de investigadores de la Universidad de Oxford divulgó un estudio en el que hallaron que el tratamiento a base de dosis bajas de dexametasona podría reducir el riesgo de muerte en un tercio de pacientes graves con coronavirus y que se encuentran conectados a ventiladores.

A partir de ese momento, hubo un aumento de la demanda de aproximadamente "cuatro veces más que nuestro promedio mensual", que es de unas 485,000 unidades, explicó Freitas.

La dexametasona es un esteroide de bajo costo y de fácil acceso en todo el mundo.

Sin embargo, las materias primas para la manufactura del medicamento son importadas desde Italia y Estados Unidos.

RUSIA OFRECE AYUDA A LATINOAMÉRICA

Otra posibilidad para combatir el coronavirus en esta parte del mundo la ofreció este fin de semana la Federación Rusa a diversos representantes de entidades sanitarias, agencias y especialistas de la región.

Se trata del medicamento avifavir, que promete curar la enfermedad en un período de entre cuatro y diez días y que ya fue utilizado en más de 30,000 pacientes de 51 diferentes regiones de Rusia con resultados positivos y pocos efectos secundarios.

La presentación del fármaco fue organizada por la embajada de Rusia en Guatemala y durante el evento la jefa de operaciones de Ipharma, Natalia Vostokova, señaló que el 65% de los pacientes necesitó cuatro días para recuperarse en su totalidad, mientras que el 85 % dio negativo a la prueba al quinto día.

EL VIRUS NO SE DETIENE

Y mientras en Argentina y Brasil se buscan soluciones a la problemática que generó la pandemia, el virus no se detiene en la mayoría de países de América.

Así, por ejemplo, Colombia superó este viernes por primera vez los 200 muertos y los 6,800 casos en un solo día, cifras que muestran el avance imparable de la pandemia en el país.

También a los expertos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) les preocupa el acontecer en México, que suma más de 289,174 contagios y 34,191 muertes.

México tiene una situación "extremadamente compleja" debido a la confusión entre la población con respecto al mantenimiento de las medidas de distanciamiento social al tiempo que se han retomado ciertas actividades, alertó Cristian Morales, representante de la OPS en el país.

Asimismo, el mundo mira a los 4.5 millones de personas del Corredor Seco Centroamericano que padecen hambre de manera recurrente, una cifra que podría duplicarse este año por la pandemia, de acuerdo con un informe de la organización humanitaria Oxfam.

En el análisis se determinó que el 57% de los hogares en el Corredor Seco, que abarca a El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua, padecía una situación de "inseguridad alimentaria y nutricional moderada o severa" entre mayo y junio de 2020, cuando el impacto del coronavirus comenzaba a acentuarse.

Eso significa que más de la mitad de los hogares en esa zona "no consiguen satisfacer sus necesidades alimentarias básicas y se ven obligados a vender sus herramientas y bienes productivos o a utilizar otras estrategias de supervivencia que impiden su recuperación tras la crisis", motivo por el cual claman por una cura urgente.

Contáctanos