Intentan limpiar imagen del concurso Miss Venezuela

Tres exreinas tendrán la tarea de restaurar el certamen que está envuelto en escándalo.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Consejos para prevenir la gripe
    Getty Images
    La Miss Universo 2013, Gabriela Isler, una de las tres reinas de belleza que tendrán la tarea de restaurar la imagen del famoso concurso Miss Venezuela, marcado por el escándalo.

    Tres exreinas de belleza serán las encargadas de liderar la reestructuración del Miss Venezuela, afamado certamen que se vio salpicado por la corrupción en la estatal Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA).

    El caso de PDVSA derivó en denuncias de que el concurso era usado por algunas exparticipantes como plataforma para conseguir desde matrimonios por conveniencia hasta beneficios económicos por relaciones con figuras del gobierno venezolano.

    María Gabriela Isler, Miss Universo 2013; Jacqueline Aguilera, Miss Mundo 1995, y Nina Sicilia, Miss Internacional 1985, lideran el nuevo Comité Ejecutivo del concurso, sustituyendo a la antigua presidencia que por casi 40 años estuvo en manos de Osmel Sousa, el llamado zar de la belleza venezolana.

    Su amplia “experiencia y conocimiento del mundo de la belleza, además de sus respectivos campos profesionales, sin duda imprimirá un nuevo sello al concurso y nos permitirá avanzar con paso firme hacia la evolución que buscamos”, dijo en un comunicado el presidente de Cisneros Media, Jonathan Blum, responsable del manejo de la Organización Miss Venezuela, propiedad del magnate Gustavo Cisneros. No hizo mención al escándalo reciente.

    Los elevados costos que supone la preparación para los más exigentes concursos de belleza internacional sería una de las razones que impulsan a algunas jóvenes a buscar apoyo financiero de empresarios y altos funcionarios del gobierno, según denuncias divulgadas por varias excandidatas en las redes sociales.

    Jóvenes dedicadas a la prostitución también habrían aprovechado el concurso para sus actividades, dijeron.

    La organización Miss Venezuela ha rechazado su participación en actos distintos a la preparación del certamen de belleza, afirmando que nunca tuvo conocimiento de que alguna concursante o alguien en la organización se beneficiaron de dineros procedentes de corruptelas de allegados al gobierno u otras actividades que sus empleados, candidatas, asesores, representantes o asociados realicen fuera del concurso.

    A mediados de marzo, empero, la Organización Miss Venezuela anunció el inicio de una revisión interna para determinar si alguno de sus relacionados incurrió en actividades que quebrantaran los valores y la ética del certamen. Desde entonces la Quinta Miss Venezuela, utilizada como centro de entrenamiento de las aspirantes, cerró sus puertas y los castings del concurso quedaron temporalmente suspendidos.

    Alicia Machado revela sus trastornos y adicciones

    Alicia Machado revela sus trastornos y adicciones

    “Todo eso me trajo mucha rebeldía”, admitió.

    (Publicado jueves 5 de abril de 2018)

    El pasado diciembre, por orden de la Fiscalía General de Venezuela, fue detenido Diego Salazar, primo del otrora todopoderoso ministro de Petróleo Rafael Ramírez, en medio de una investigación sobre el uso de cuentas en un banco de Andorra sospechosas de lavar unos $1,602 millones.

    Salazar presidía una fundación de beneficencia infantil en la que excandidatas del Miss Venezuela, algunas de ellas ahora figuras de la televisión local, participaban en eventos caritativos y presuntamente se lucraban con dineros, entre otros bienes, obtenidos mediante contratos irregulares de servicios suscritos por la petrolera.

    Las denuncias de vínculos sospechosos entre algunas candidatas y sus promotores se produjeron apenas semanas después del retiro de Osmel Sousa, la mente maestra en casi la totalidad de los triunfos de las venezolanas en los certámenes de belleza del mundo, durante casi 40 años.

    Sousa ha defendido vehementemente su gestión y expresó dolor al ver que se pretenda mancillar la reputación de personas que tomó muchos años y esfuerzo construir.

    Sostiene además que dejó el certamen porque le miraron su autoridad en años recientes en medio de la severa crisis económica que azota al país, que se ha reflejado en continuos recortes de presupuesto que dejaron en el olvido los fastuosos espectáculos para elegir a las misses en este país apasionado por la belleza de sus mujeres.

    Bajo el mando de Sousa, de 71 años, Venezuela sumó siete coronas del Miss Universo, solo superado por Estados Unidos que acumula ocho. Venezuela además ha ganado el Miss Mundo en seis ocasiones, siete veces el cetro de Miss Internacional, dos Miss Tierra y otras 100 diademas.